Buscar

La nueva normalidad para restaurante se llama “seguridad y confianza”

"La comida entra por los ojos, después por la boca y toca el corazón"

Street food Latinoamérica, Netflix.



Desde que somos bebés nuestro condicionamiento natural es relacionar la comida con el primer contacto materno. La supervivencia implica el placer de la degustación. La cercanía del cuerpo materno creando vínculos que difícilmente se rompen. Desde entonces, uno de mis gustos, y no necesariamente culposos, es comer. Como algunos astrólogos comentan “un buen Tauro disfruta de una buena comida” y, quizá por eso, amo mi profesión como Arquitecta ligada a la comida. Me gusta pensarlo cómo la arquitectura y la gastronomía se fusionan para dar como resultado una relación de pasión, de mimetismo y complicidad. Todo esto para crear una experiencia que va desde el paladar hasta la emoción del espacio.


Ser una SFD (Space Food Designer) lleva una responsabilidad de exploración del alma humana para entender cómo nos relacionamos con la acción de comer. La experiencia del usuario como pretexto para desencadenar propuestas, a veces escenografías, para plantear el espacio de un restaurante.


Actualmente me pregunto si uno de los escenarios a plantearse es la desaparición de estos espacios de convivencia a raíz de de la reclusión apocalíptica del COVID-19 o si esta relación está en plena transición por medio de la tecnología. Todo esto va más allá de las implicaciones que debemos considerar al momento de plantearnos modelos de negocios, ¿será que la relación íntima espacio-comida tiende a la extinción?


El ser humano difícilmente se cerrará a esta convivencia; sin embargo, al estar en riesgo su seguridad física, sí pensará dos veces antes de exponerse a visitar restaurantes. Es por eso que la experiencia del usuario será de vital importancia para este regreso a la “nueva normalidad”.



 

Seguridad y confianza


La seguridad y confianza serán requisitos para dar este paso. Por esto, hoy más que nunca los protocolos de limpieza y desinfección marcarán las pautas de los lugares que seguirán en pie. La rentabilidad estará supeditada a que la.experiencia del usuario sea afable y, al mismo tiempo, lo más higiénica posible.


Las reglas no están escritas, pero sí serán repensados los protocolos que se estarán aplicando en los espacios de producción, desde flujos unilaterales para que la gente tenga la distancia requerida, free touch lo más posible, hasta las cartas y menús virtuales, que serán pretextos para nuevos negocios (una respuesta sencilla, pero que se queda corta es el paso al QR, ya que desmerece mucho un menú como fotocopia del impreso en pantalla).

Seguramente estamos ante el planteamiento de futuras propuestas virtuales más dinámicas e interactivas. Y seguramente serán repensados los espacios de restaurantes actuales, con áreas, por ejemplo, que en su momento albergaron más de 200 comensales, y que hoy tendrán que generar modelos híbridos para aprovechar esos espacios que ya se tienen e imaginar la creación de modelos más dirigidos al delivery; compartiendo cocina y produciendo más opciones al cliente en plataformas virtuales.


Y ya tenemos casos donde las cadenas están haciendo esta transformación: menús cortos, opciones rentables, pocos productos, pero bien planeados, cotizados y presentados; no sólo por la belleza de la inmaculada de un platillo, sino por una propuesta basada en temas muy sencillos, como en la logística, el empaque y la transportación para llegar a una buena temperatura, por citar algunos ejemplos de cambio.


Estoy segura que esto marcará un regreso a los básicos: un buen producto altamente rentable. Pero ¿cómo lograrlo? Ése será tema de otro blog. Por ahora, cierro con la reflexión de que, a pesar de que nuestra industria vive una crisis económica fuerte, nada es para siempre y lo único real es que quien logre adaptarse será el sobreviviente de la cadena alimenticia, tal como lo decía Darwin.



Si tienes algún comentario al respecto, escríbeme, te dejo mi correo: veronica@restaurantismo.com




46 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

La marca